Agente

Emociones: Acepta el afecto; rechaza la agresión
Meta: Ser aceptado por demás
Juzga a los demás por: La tolerancia y participación
Influye en los demás mediante: La comprensión; amistad
Su valor para la organización: Apoya, armoniza, proyecta empatía; está orientado al servicio
Abusa de: La amabilidad
Bajo presión: Se vuelve persuasivo haciendo, si fuese necesario, uso de información que posee o de amistades clave
Teme: El desacuerdo, el conflicto
Sería más eficaz si: Tuviera más conciencia de quién es y de lo que puede hacer; mostrar más firmeza y agresividad; dijera “no” en los momentos adecuados

Al Agente le
interesa tanto las relaciones humanas como los variados aspectos del trabajo.
Gracias a su empatía y tolerancia sabe escuchar y se le conoce por su buena
disposición. El Agente hace que los demás sientan que se les quiere y necesita.
No hay quien tema ser rechazado por el Agente. Es más, el Agente ofrece amistad
y está dispuesto a ayudar.

En cuanto al
trabajo, el Agente cuenta con una excelente potencial para la organización y
eficiente ejecución. Es excelente para hacer para otros lo que ellos encuentran
difícil de realizar. El Agente busca por naturaleza la armonía y cooperación en
el grupo.

Sin embargo, el
Agente teme al conflicto y desacuerdo. Su tendencia a ayudar puede instar a
otros a tolerar una situación en lugar de buscar una solución del problema.
Además, la tendencia del Agente a adoptar un perfil “bajo” en lugar de aceptar
una confrontación franca con personas agresivas puede ser visto como falta de
“dureza”. A pesar de todo, el Agente cuenta con un buen nivel de independencia
aunque le preocupa su integridad en el grupo.